Spanisch

Caruso Frankfurt am Main

Deutsch

Rumänien

Slowakisch

Italienisch

Tschechisch

Englisch

Russisch

Französich

Kroatisch

Griechisch

Spanisch

Este proyecto es fruto del trabajo de Georges Ohsavas y su mujer Lima, dos excelente personas con una visión revolucionaria en el campo de la medicina.

 

“Somos lo que comemos. La alimentación es la piedra angular de nuestra vida. Nuestros pensamientos, nuestros sentimientos, nuestro comportamiento, ... nuestra constelación física y psíquica. Aquellas personas que ignoran estos conceptos son rehenes de sí mismos, encarcelados en un mundo ilusorio centrado en lo superficial y el deleite donde no dejan sitio para la salud ni la felicidad.”

 

(Georges Ohsawa)

 

Queridos amigos,

Os damos la bienvenida a nuestra página web. Para comenzar, unas breves palabras sobre el proyecto que estamos desarrollando. Siendo breves, hablamos de salud.

 

Nuestro proyecto es ambicioso y la finalidad es clara. Queremos coordinarnos a nivel europeo y lanzar un mensaje a todas aquellas personas a las que este mundo ha enfermado. Las razones son las siguientes:

 

1. La ignorancia con la que manejamos nuestra forma de alimentarnos resulta alarmante. La causa de ello radica principalmente en nuestra educación y en nuestros ámbitos culturales y en el funcionamiento de la sociedad en general.

 

2. Nunca en la historia había estado el ser humano tan alejado de la naturaleza y nunca en la historia ha estado la alimentación del ser humano tan desnaturalizada.

 

3. La gente tiende a comentar que no ha habido civilización con un mayor nivel de bienestar que el actual. Esto será cierto en cuanto a la técnica pero en el tema de la salud esta afirmación se puede discutir. Algunos defienden que la medicina, junto con el resto de las ciencias, jamás había estado tan desarrollada. Lo contrario opina Georges Ohsawa, fundador de la sabiduría macrobiótica, quien defiende que los avances tecnológicos en la medicina han degradado nuestra salud y minado nuestras defensas naturales.

 

La cultura educacional actual ha hundido nuestra capacidad de juicio. Georges Ohsawa remarca esta carencia y se ha propuesto combatirla. Existen a día de hoy numerosos reportajes sobre tribus de las llamadas “incivilizadas” que viven completamente ajenas a la medicina moderna.

 

Este proyecto al cual estamos intentando dar voz y difusión, es el primer intento a gran escala para expandir la sabiduría macrobiótica. Sobre todo buscamos una mayor presencia de lo macrobiótico en nuestra vida cotidiana y a través de ello cambiar nuestro mundo a mejor. Decía Karl Marx que los filósofos sólo pueden interpretar el mundo, cambiarlo nos corresponde a nosotros.

 

Gran parte de la sabiduría macrobiótica se centra en la milenaria cultura de Extremo Oriente. Simplemente preste atención a qué ocurre y cómo vive la gente en esas regiones. Si usted prefiere no prestar atención e ignorar estos consejos, poco podemos hacer por usted y eso sería una auténtica lástima.

 

Allá donde nos dirigimos rige el principio del Yin-Yang. Hablamos de la salud, la alegría y la felicidad. Si usted cree que en su día a día funciona todo perfectamente y está usted sano y feliz, enhorabuena. Por desgracia, la mayoría de nosotros tenemos razones para quejarnos, bien sean financieras, de salud o incertidumbre sobre lo que traerá el futuro. Cuando la inmensa mayoría está desesperada y no encuentra por ningún lado una vía de escape, la solución la tenemos nosotros: macrobiótico.

 

Estas son las palabras con las que Georges Ohsawa, fundador de la sabiduría macrobiótica, invita a la gente a participar en este proyecto.

 

Como dijo el poeta Tolstoi:

 

“Ser feliz o no, comienza en el seno de la familia. Todas las familias felicdes tienden a lo mismo, mientras que cada una de las infelices lo es a su manera”.